jueves, 2 de febrero de 2012

ELOÍSA Y BERENJENA

Autor: Irene Núñez de Arenas
Titulo: Eloísa y Berenjena
Técnica: Óleo sobre lienzo
Medidas: 92 x 73
Ref.- B-109

A la orilla del mar,  va muriendo la tarde.
Susurro de las olas, balanceo, vaivén.
Suave movimiento que viene y se va.
Y rompes el silencio de sus pensamientos.
Eloísa, Berenjena, sentadas sobre la arena, remanso de paz.
Brisa gaditana, arenas doradas, dulce atardecer.
Tacita de plata,  vientos marineros.
Muriendo se va la tarde, la tarde muriendo está.


Este cuadro, se lo dedico a Carmen Gutiérrez, autora de la fotografía que me inspiró, a pintar esta obra.

Obra: VENDIDA




6 comentarios:

  1. Maravilloso cuadro en una Playa de la Tacita de Plata. Un remanso de serenidad, tranquilidad, inocencia infantil y canina, mostrados por Berenjena y Eloísa perfectamente retratados por tu pincel al igual que la caida de la tarde en ese paradisiaco paisaje con el aire de Poniente.
    Precioso, Enery.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Pedro Luis, realmente has expresado, lo que sentí cuando lo pintaba, Un saludo.

      Eliminar
  2. ¡¡¡Me encanta!!! Qué hay más puro que un niño y su mascota. Enery, maravilloso.

    ResponderEliminar
  3. Gracias Sara, es cierto que la niñez, la inocencia,con la pureza de la ingenuidad. Que por desgracia desparece con la edad.

    ResponderEliminar
  4. Recogedora pintura. Creación: cielo, sol, tierra, mar, horizonte, niño y animal de compañía. El ser humano, que nunca debe estar solo.

    ResponderEliminar
  5. Gracias José Vicente, es cierto, todo eso que expresas, está plasmado en Eloísa y berenjena, ese atardecer, acompañado por el sonido del mar y la más fiel amiga de Eloísa, Berenjena. El ser humano,compañado de la naturaleza que le rodea,nunca se sentirá solo si la sabe apreciar.

    ResponderEliminar